Promocione sus productos o servicios con nosotros
Mayo de 2021

México tendría lista su propia vacuna a finales de 2021

Conacyt ha apoyado el desarrollo de esta vacuna con MXN 135 millones (unos USD 6.7 millones), además de los MXN 15 millones aportados por la AMEXCID-SRE.

México desea participar en la producción de la segunda generación de vacunas contra el COVID-19. Para lograrlo, se cuenta con la colaboración de investigadores extranjeros y mexicanos. El proyecto, articulado por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), es el resultado de una estrategia de inversión mixta y de colaboración solidaria entre el Gobierno de México y el laboratorio mexicano Avimex.

También le puede interesar las opciones de carros de vacunación 

Hasta ahora, se ha informado que la vacuna cuenta con los requerimientos regulatorios necesarios y utiliza vectores similares a otras vacunas que se están aplicando alrededor del mundo, vectores que no dan lugar a efectos adversos y que tienen una gran capacidad de inducir una respuesta inmunogénica y de protección bastante fuerte.

Después de analizar las plataformas tecnológicas disponibles, Avimex determinó que un virus recombinante de la enfermedad de Newcastle (rNDV) tenía el potencial de éxito para la vacuna contra COVID-19. La vacuna que Avimex está desarrollando utiliza tecnología de Icahn School of Medicine at Mount Sinai (Nueva York), a través de una licencia de uso exclusiva para México.


CONOZCA LOS PROVEEDORES PARA LA INDUSTRIA MÉDICA, AQUÍ.



CONSULTE OPCIONES DE MOBILIARIO MÉDICO AJUSTABLE PARA MÉXICO.


Gracias a las tecnologías del vector de la enfermedad de Newcastle de la Escuela de Medicina Icahn en Monte Sinaí (Nueva York), y de la estabilización de la proteína S o espícula del SARS-CoV-2, de la Universidad de Texas en Austin, se logró construir el candidato vacunal de mayor potencial clínico e industrial, bajo tecnologías licenciadas a Avimex por ambas instituciones.

Es importante mencionar que el desarrollo de la vacuna ya ha demostrado su efectividad contra la COVID-19 en las pruebas pre-clínicas aplicadas en distintas especies de animales.

Además, la Comisión Nacional para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) ha certificado la planta de producción, los primeros lotes de vacunas y el diseño de pruebas para el primer ensayo clínico en seres humanos, mismo que se empezó a llevar a cabo en abril de 2021 con los más altos estándares de investigación clínica, en las instalaciones del Hospital Médica Sur. De superar las fases 1,2 y 3 en humanos, la vacuna podría estar lista para finales de este año

De lograrse este proyecto, México estaría en condiciones de contar con una vacuna segura, fiable y de alta calidad, 100% mexicana y accesible, cuyos costos de adquisición para el Gobierno de México serán de hasta 800% más bajos en comparación con las vacunas contra la COVID-19 importadas desde el extranjero.


Palabras relacionadas:
Vacuna contra el COVID-19 100% mexicana, Comisión Nacional para la Protección contra Riesgos Sanitarios, COFEPRIS, Avimex, Icahn School of Medicine at Mount Sinai, Conacyt, AMEXCID-SRE, vacuna contra el SARS-CoV-2; vacuna mexicana contra Covid-19; vacunación en México; Empresas que desarrollan vacunas actualmente; equipos médicos para vacunación; desarrollo de vacunas Covid en México.
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de COVID-19 en la Industria de Salud