Promocione sus productos o servicios con nosotros
Diciembre de 2017 Página 1 de 3

¿Qué se vio en el 2017 en imágenes diagnósticas?

Natalia Castro-Campos MD, M.Sc.

Las innovaciones logradas permiten reducir la tasa de hospitalizaciones y aumentar los procedimientos ambulatorios, impactando en la calidad de vida del paciente.

En noviembre de 1895, Wilhelm Conrad Röntgen, físico e investigador, se encontraba experimentado con tubos de rayos catódicos, en su laboratorio del Instituto de Física de la Universidad Julius Maximilian. Contemplando los hermosos efectos lumínicos que se habían producido en un experimento anterior, Röntgen quedó sorprendido cuando observó que, a cierta distancia, un vidrio fluorescente comenzó a brillar. El objeto estaba a una distancia mayor de la que se suponía que los rayos catódicos podían alcanzar, e incluso seguía brillando aunque interpusieran objetos entre él y los cátodos.

Así empezó esta historia: Röntgen había descubierto una radiación electromagnética que revolucionaría el mundo. Más allá del hallazgo, el mérito del científico radica en haberse dado cuenta que en sus manos tenía algo excepcional y en haber continuado su investigación, como lo afirmó alguna vez el Doctor Roland Weigand, miembro del Consejo Röntgen.

A partir de esta ruptura de paradigma, comienzan a desarrollarse una serie de avances que, hasta nuestros días, aún conservan su dinámica. Es así como en 1972 se instaló el primer prototipo de escáner de tomografía computarizada (TC) de EMI en el Hospital Atkinson Morley, mientras que la resonancia magnética nuclear (RMN) progresó en la década de los setenta y la primera imagen humana se obtuvo en 1977. El ecógrafo en tiempo real se introdujo a finales de la década de los setenta y, es hoy, la técnica más usada después de las radiografías convencionales. El uso de la tecnología Doppler en los últimos 10 años ha permitido que se evalúe el flujo sanguíneo, como actividad inflamatoria en la membrana sinovial de las articulaciones.

En los años recientes nos damos cuenta de la constante dinámica que gira en torno a las imágenes diagnósticas, que va de la mano con el uso de nuevas técnicas quirúrgicas, descubrimientos y desarrollo de nuevos dispositivos. El uso generalizado de técnicas de biopsia percutánea mediante ecografía y TC ha reducido considerablemente la necesidad de cirugía exploratoria. La utilización cada vez mayor del endoscopio ha limitado la necesidad de medios de contraste.

Los últimos avances en el diagnóstico por imágenes han ejercido una gran influencia en la nueva tendencia de investigar y tratar a los pacientes, reducir la tasa de hospitalizaciones y aumentar el número de procedimientos ambulatorios, lo que se traduce en impactar en menor medida en la calidad de vida del paciente.

El 2017 ha sido un año maravilloso que nos retrata esta dinámica. Estos avances nos llevan a creer a veces que estamos en el comienzo de una nueva era o en una película de ciencia ficción. Es entonces cuando recordamos los tubos catódicos y nos damos cuenta que es una ciencia que nos lleva cambiando la vida desde hace 122 años. Es por eso que detallar cada avance imagenológico sería inagotable. Sin embargo, debemos mencionar aquellos adelantos más relevantes que nos deja este año.

Imágenes diagnósticas en enfermedad coronaria

La tomografía de coherencia óptica (OCT, por sus siglas en inglés) es un método diagnóstico, no invasivo e interferométrico, con resolución axial y lateral de escala micrométrica y empleo de luz cercana al espectro infrarrojo. En 1991 se demostró una resolución axial de ~30µm. Una década después, la OCT alcanzó una resolución submicrométrica debido a la introducción de fuentes de luz de banda amplia llegando a alcanzar los ~100 nm, superó tanto a la RMN como a la ecografía en términos de resolución y profundidad de penetración. La OCT ha alcanzado su mayor auge en el campo de la oftalmología, sin embargo, en los últimos años ha debutado en otras especialidades.

Durante el 2017 hemos podido observar el enfoque que ha tenido la OCT en el campo de la cardiología. Es así como científicos del Departamento de Cardiología del Centro Clínico de Dortmund, en Alemania, han empleado desde hace algunos años la OCT durante cateterismos cardiacos, para generar imágenes del interior de los vasos sanguíneos, con un grado de detalle diez veces mayor que si estuvieran realizando una ecografía intravascular. Durante la colocación de stents, las imágenes de la OCT les permiten a los cardiólogos ver si el stent mantiene abierta la arteria, así como evidenciar si fue ubicado de forma correcta contra la pared arterial. Adicionalmente, permite la visualización de la placa ateromatosa y toma de medidas precisas antes y después de la colocación del dispositivo [1].

En este campo, científicos del Departamento de Medicina nuclear e Imágenes moleculares de la Facultad de Medicina en la Universidad de Groningen, en los Países Bajos, también han realizado estudios que muestran la gran ventaja que presentan los pacientes con riesgo coronario al ser sometidos a imágenes diagnósticas no invasivas, tales como: perfusión miocárdica por radioisótopos como SPECT, tomografía por emisión de positrones (PET, por su sigla en inglés) SCAN y nanomoleculas mediante RMN.


Palabras relacionadas:
Wilhelm Conrad Röntgen, tomografía de coherencia óptica, imágenes moleculares, RMN en miocarditis, PET/SCAN en sarcoidosis, PET/SCAN en Alzheimer, Sociedad Radiológica de América del Norte, imágenes diagnósticas, tecnología Doppler, tomografía computarizada, resolución submicrométrica, perfusión miocárdica por radioisótopos.

Acerca del autor

Natalia Castro-Campos MD, M.Sc.

Natalia Castro-Campos MD, M.Sc.

Médica egresada de la Universidad de Buenos Aires, en Argentina, y Epidemióloga de la Universidad del Rosario, en Colombia. Con experiencia en investigación clínica en el Hospital Alemán, de Buenos Aires. Asistente de investigación en el Centro de Estudios de enfermedades Autoinmunes —CREA. Actualmente se desempeña como Médica Experta en el Centro de Excelencia de Artritis Reumatoide, en Bogotá, Colombia. Asesora editorial de El Hospital.
x
Notas complementarias

Sección patrocinada por

Otras noticias de Imágenes diagnósticas y Medicina nuclear

Documentos relacionados