Promocione sus productos o servicios con nosotros
Abril de 2015 Página 1 de 2

Oxímetros de pulso (Parte 1)

ECRI Institute

El ECRI Institute revisa el propósito y los principios de operación en esta comparativa de producto entre oxímetros de pulso.

Alcance de esta comparación de producto

Esta comparación de producto cubre los oxímetros de pulso (O de P), tanto las unidades independientes como las modulares, que interactúan con equipos de anestesia o con sistemas de monitorización fisiológica. No incluye las capacidades de pulsioximetría configuradas en los sistemas de monitorización fisiológica. Véase la Comparación de Producto (CP): Sistemas de monitoreo fisiológico, Cuidado agudo; Neonatal; Monitores de ECG; Monitores, Estación Central, para información sobre monitores de pacientes con pulsioximetría incorporada.

Se excluyen de este análisis los monitores específicos de signos vitales que controlan saturación de oxígeno (SpO2), presión arterial no invasiva (PANI), y temperatura. Véase la CP: monitores, signos vitales, para obtener más información sobre la monitorización de signos vitales.

Véase la CP: monitores de dióxido de carbono, gas exhalado, para conocer más acerca de las unidades que combinan la oximetría de pulso/dióxido de carbono (CO2) (es decir, capnógrafos con monitoreo de CO2 como característica estándar).

Véase la CP: monitores de dióxido de carbono, transcutáneo; monitores de oxígeno, transcutáneo, para saber más sobre los dispositivos de monitorización independientes y modulares que detectan la presión parcial de dióxido de carbono transcutáneo (tcpCO2), o de oxígeno transcutáneo (tcpCO2), o de ambos.

Estos dispositivos también se denominan oxímetros de múltiples longitudes de onda, monitores para la sala de cirugía, monitores de oxígeno (O2), dispositivos para tamizaje de la pulsioximetría.

Propósito

Los O de P monitorizan de manera no invasiva la SpO2 (expresada como un porcentaje [p. ej., 70% a 100%]) de la hemoglobina (Hb) arterial mediante la medición de los cambios de absorbancia de la luz resultantes de las pulsaciones del flujo de sangre arterial. Su uso permite la monitorización continua e instantánea de la oxigenación y la frecuencia del pulso, puede proporcionar una detección temprana de la hipoxia antes de que se observen otros síntomas, como cianosis, y posibilita reducir la frecuencia de las punciones arteriales y de los análisis de gases en sangre en el laboratorio. Es probable que haya hipoxia si se administran de forma inadvertida mezclas hipóxicas de gases durante la anestesia general, si las líneas de gases se obstruyen durante la cirugía, si se descontinúa el suministro de O2 en el postoperatorio durante el transporte a la sala de recuperación; o si un procedimiento o enfermedad (por ejemplo, anestesia raquídea, broncoscopia, broncoespasmo agudo) bloquea las vías respiratorias u obstaculiza el proceso de respiración; la hipoxia prolongada puede causar daño cerebral irreversible, daños en los órganos, o la muerte. La pulsioximetría puede detectar la disminución de los niveles de SpO2  antes de que se produzca un daño y, por lo general, antes de la aparición de signos físicos.

La oximetría de pulso se considera un estándar de cuidado para la monitorización de la SpO2  arterial en la sala de cirugía durante los procedimientos que requieren anestesia y en las unidades de cuidados intensivos (UCI) y recuperación. También se utiliza con frecuencia en las unidades de quemados y de cateterismo cardíaco y en las ambulancias. Su uso para verificaciones in situ en las áreas medico quirúrgicas generales y en los servicios ambulatorios aumenta con celeridad. Otras aplicaciones incluyen la anestesia odontológica, estudios del sueño, pruebas de esfuerzo y monitorización en el hogar de determinados pacientes, tales como los bebés en riesgo de presentar síndrome de muerte súbita del lactante o aquellos que requieren terapia respiratoria. Las unidades accionadas por baterías son convenientes porque también pueden monitorizar al paciente durante el transporte.

x
Marco Antonio
01 de mayo de 2015 a las 06:58

Muy buena información, la cual nos da detalle para comprender el funcionamiento y su utilización.


Sección patrocinada por

Otras noticias de Medicina interna y subespecialidades

Documentos relacionados