Promocione sus productos o servicios con nosotros
Marzo de 2020

Nuevo estándar de Internet para la consolidación de registros médicos

Analistas de la industria dicen que el mercado de registros electrónicos de salud alcanzará los USD 38 mil millones para 2025.

La consolidación de los registros médicos podría empezar a tomar más fuerza gracias a lo que se conoce como recursos de interoperabilidad de atención médica rápida (FHIR, por su sigla en inglés). En la actualidad, las compañías de tecnología impulsan a la industria del cuidado de la salud para que adopten un estándar común basado en Internet para almacenar y compartir información del paciente.

Gigantes de la tecnología como Apple, Google, Amazon, Microsoft y muchas empresas más pequeñas y nuevas, ofrecen aplicaciones y servicios basados en FHIR a consumidores y profesionales de la industria, señala el portal Kaiser Health News.

La idea detrás de FHIR es compartir información específica como síntomas, procedimientos o diagnósticos, sin pasar documentos completos. Cada porción discreta de datos tiene un identificador único, lo que hace posible que los pacientes, médicos e investigadores obtengan lo que necesitan en cualquier dispositivo o navegador, independientemente de dónde se almacenen los datos.

Sin embargo, FHIR también encuentra resistencia. Según Micky Tripathi, presidente del consejo asesor de Health Level Seven International, un desarrollador sin fines de lucro de información electrónica de salud con estándares que crearon FHIR, hasta hace poco había escasos incentivos comerciales y una defensa limitada por parte de los proveedores de atención médica para crear la demanda necesaria para la adopción de FHIR.

El cambio vendrá gradualmente con el tiempo, no de la noche a la mañana. Los estándares más antiguos, aunque inferiores, tienen la ventaja de que hoy están en uso y el costo de extraerlos y reemplazarlos no vale el beneficio adicional”, expresó Tripathi.

Más allá de su potencial para revolucionar las solicitudes de registros médicos, FHIR también puede proporcionar la primera puerta de enlace confiable para la información de salud generada por los relojes inteligentesde millones de pacientes, rastreadores de actividad física y monitores de presión arterial para fusionarse con los datos clínicos en los consultorios médicos.

La necesidad de un estándar surgió de la incompatibilidad de los registros de salud electrónicos en sitios médicos, desde hospitales y consultorios, hasta clínicas de atención urgente y hogares de ancianos. La digitalización de los mismos tenía la intención de limpiar el caos de los historiales médicos en papel pero muchos practicantes aún dependen del este y entre aquellos que han hecho el cambio digital, los registros a menudo se encuentran aislados en sitios electrónicos.

Seis grandes compañías tecnológicas, Microsoft, Google, Amazon, IBM, Oracle y Salesforce, se unieron y apoyanlos FHIR y un intercambio más amplio de datos de atención médica a través de un proyecto llamado Blue Button, que tiene como objetivo facilitar a los pacientes ver y descargar sus registros de salud.

Los defensores de los consumidores y los expertos en ciberseguridad advierten que la información personal de salud compartida en la web podría verse comprometida. Quieren asegurarse de que el riesgo se minimice antes de cualquier lanzamiento generalizado de productos FHIR.


Palabras relacionadas:
Nueva era de los registros médicos, consolidación de registros médicos en Internet, información sobre la salud de los pacientes, derechos sobre la información de los pacientes, mercado de registros electrónicos de salud
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Administración y TIC en salud

Documentos relacionados