Promocione sus productos o servicios con nosotros
Junio de 2018 Página 1 de 3

Novedades en analizadores para pruebas POCT

Javier Camacho, IB, MSc

Conozca en este reporte de producto sobre dispositivos para pruebas POCT los avances, retos, consejos de mantenimiento y estado del mercado relacionados.

Los últimos años han sido testigos de enormes adelantos en el diagnóstico de pruebas en el punto de atención (POCT, por su sigla en inglés), que son el resultado de continuos desarrollos en biosensores, microfluidos, plataformas bioanalíticas, formatos de ensayo, tecnologías de laboratorio en un chip y tecnologías complementarias. Este artículo se enfoca en los avances críticos en POCT, profundizando un poco en los logros para la detección de enfermedades cerebrovasculares entre otros retos, y proporciona información sobre el estado del mercado y algunos consejos para su mantenimiento.

Las POCT son exámenes que pueden ser realizados por fuera del laboratorio cerca del paciente o en su casa, en centros médicos ambulatorios u hospitales. Las técnicas de toma y procesamiento no requieren de profesionales especializados y buscan reducir el periodo de respuesta, además de que son capaces de entregar resultados de diagnóstico de enfermedades infecciosas, cardiometabólicas y toxicológicas en minutos garantizando una alta fidelidad [1].

Diferentes propuestas novedosas se han desarrollado durante los últimos años referente a las POCT, por lo que se está allanando el camino hacia la próxima generación [2]. Los sistemas actuales como el i-Stat Alinity, de Abbott, ofrecen un amplio espectro de exámenes rápidos en la cabecera del paciente [2]. Los nuevos desarrollos en análisis de hemoglobina, como el DiaSpect Tm, de EKF Diagnostics, le apuntan a ofrecer soluciones rápidas, ampliamente portables, con microcubetas de alta duración y con diseños que permiten minimizar la posibilidad de repetir las pruebas [3].

En todos estos desarrollos, el biosensor es el componente más crítico de POCT, siendo el responsable del rendimiento bioanalítico de un ensayo. Es por ello que los fabricantes han desarrollado novedosas variaciones de biosensores tales como electroquímicos, resonancia de plasmón superficial (SPR, por su sigla en inglés), espectroscopía de reflectancia de luz blanca (WLRS, por su sigla en inglés), los cuales se están utilizando para mejorar las tecnologías POCT y llevarlas a una nueva generación.

Herramientas complementarias como, por ejemplo, microfluidos, tecnologías de laboratorio en un chip, integración de sistemas, automatización de dispositivos y lectura de señales, están proporcionando el impulso deseado para mejoras continuas en este tipo de tecnología.

Diversas técnicas de POCT le apuntan la detección y solución rápida de diferentes retos de la salud, entre ellos los accidentes cerebrovasculares, el hallazgo de esporas y toxinas peligrosas, entre otros.

POCT para el accidente cerebrovascular

Aproximadamente existen 15 millones de personas que sufren accidentes cerebrovasculares (ACV) cada año, cerca del 30 % mueren y el otro 30 % suelen quedar con alguna discapacidad. Las células cerebrales mueren rápidamente después del accidente cerebrovascular y cualquier tratamiento efectivo debe comenzar lo más temprano posible.

En la rutina clínica hay una relación "tiempo-resultado", continúa siendo la mayor limitación de los enfoques terapéuticos, y en este campo en particular hay una demanda considerable, y es allí donde las POCT tienen un papel fundamental. Se han desarrollado diferentes tipos de ensayos POCT para la determinación cuantitativa de biomarcadores utilizando analizadores bioquímicos y clínicos portátiles fáciles de usar (ver tabla 1).

Tabla 1. Tipos de ensayos POCT

Tabla 1. Tipos de ensayos POCT

Existe una necesidad emergente para el desarrollo de dispositivos POCT de próxima generación que puedan resolver las brechas en la práctica clínica del ACV mediante la detección múltiple de biomarcadores. Estudios recientes muestran una tendencia hacia el desarrollo de novedosas plataformas de POCT como el inmunoensayo de flujo lateral (ELFI, por su sigla en inglés) que permite la detección cuantitativa y el stack-pad, quefacilita la detección múltiple, basado en membranas apiladas[9]. Por lo tanto, las POCT permitirían una toma de decisiones clínicas rápidas en el diagnóstico del accidente cerebrovascular isquémico, lo que mejoraría considerablemente el resultado del paciente al facilitar el tratamiento y la intervención médica en una etapa temprana.

Otras aplicaciones futuras del POCT

Es así como se encuentran estudios que han propuesto POCT basado en biosensores espectroscópicos de impedancia para la detección cuantitativa de hemoglobina fecal, en entornos de bajos recursos con un límite de detección de 10 μg de hemoglobina por gramo de heces. La prueba desarrollada tiene una ventaja sobre las pruebas de sangre oculta en heces convencionales, ya que no requiere ninguna restricción dietética o farmacológica[10].

Métodos de inmunodiagnóstico basado en la amperometría se están desarrollando para la detección de esporas Bacillus anthracis a través de la separación inmunomagnética para la captura de las esporas. Estos métodos se caracterizan por el tiempo corto de respuesta (menos de una hora), así como una alta sensibilidad analítica, y la capacidad de detectar hasta 500 esporas.


Palabras relacionadas:
Adelantos en el diagnóstico de pruebas en el punto de atención (POCT), técnicas de POCT en la actualidad, POCT para el accidente cerebrovascular, ensayos POCT para la determinación cuantitativa de biomarcadores, POCT basado en biosensores espectroscópicos de impedancia, dispositivos inteligentes equipados con asistencia sanitaria móvil, mercado global de tecnologías POCT.

Acerca del autor

Javier Camacho, IB, MSc

Javier Camacho, IB, MSc

Ingeniero biomédico y Magíster en Gestión de Innovación Tecnológica. Asesor editorial y bloguero de El Hospital.
x
Notas complementarias

Sección patrocinada por

Otras noticias de Industria de tecnología médica