Promocione sus productos o servicios con nosotros
Mayo de 2018 Página 1 de 2

Los retos actuales del sistema de salud colombiano y Meditech 2018

Juan Carlos Giraldo Valencia, MD

El director de la Asociación Colombiana de Hospitales y Clínicas expone los desafíos que enfrenta la salud en Colombia y adelanta novedades de Meditech 2018.

El sistema de salud colombiano ha tenido importantes avances, pero también aguarda grandes tareas pendientes. Desde la Asociación Colombiana de Hospitales y Clínicas (ACHC) hemos propuesto la dinámica de la ‘doble aceptación’, que reconoce los logros en salud, pero a la vez nos lleva a asentir que Colombia aún está muy distante de ese horizonte al que deberíamos llegar, para responder plenamente a las necesidades de la población y obtener mejores resultados en salud.

Evidentemente, hemos mejorado en indicadores como mortalidad materna, mortalidad infantil, control de enfermedades transmisibles y no transmisibles; en la ‘doble aceptación’, se reconoce que en Colombia los indicadores macro ahora son más positivos, pero al desagregarlos y analizarlos por regiones o por nivel de ingreso de las familias, el panorama es otro, se evidencia una gran desigualdad e inequidad en los resultados en salud y esto impone enormes retos; en el futuro deberíamos tener un sistema que brinde los mismos resultados en salud para toda la población, sin importar su nivel de ingresos o su región.

En la cobertura sanitaria es positivo que el país haya logrado cubrir el 96 % de la población con el sistema de salud, pero también son evidentes las dificultades para acceder de forma real a los servicios, por ejemplo, al profundizar y analizar desde el tipo de asegurador que tiene el ciudadano, la cobertura no es la misma y nuevamente se demuestra una gran desigualdad entre lo que recibe un habitante en el centro del país, con un colombiano que habita las zonas más alejadas, porque las redes de todas las EPS (Empresas Promotoras de Servicios de Salud) no garantizan el mismo nivel de calidad, resolutividad, seguridad del paciente y oportunidad y hasta del tamaño del plan de beneficios. Este tipo de segmentación y fragmentación ha llevado a lo que nosotros hemos llamado ‘cobertura pixelada’. Aquí hay segmentación y discriminación en el acceso y el reto es alcanzar una cobertura real para todos que incluya: acceso, continuidad y coordinación.

Respecto a la financiación, Colombia se encuentra en niveles promedio con relación a países con un PIB (Producto Interno Bruto) similar por habitante; el gasto sanitario está alrededor de 50 billones de pesos, es decir 7,20 % del PIB, pero no basta con tener recursos suficientes sino que se deben administrar bien y de manera transparente, para asegurar que se gasten en la atención en salud y se distribuyan correcta y oportunamente en toda la cadena de actores del sistema; el reto es mantener los recursos a buen recaudo, evitando la corrupción y logrando que el dinero rinda.

Tenemos una buena infraestructura, una óptima medicina, un vasto conocimiento y los recursos financieros, pero el sistema no está funcionando bien porque hay fallas en la administración que impactan la salud de la gente; subsisten 45 EPS que en la actualidad no resuelven las demandas de la población y al contrario generan nuevos problemas, por lo tanto, otro gran reto es cambiar la forma de administrar el sistema de salud.

Tenemos una buena infraestructura, una óptima medicina, un vasto conocimiento y los recursos financieros, pero el sistema no está funcionando bien porque hay fallas en la administración que impactan la salud de la gente"

De igual forma, el sistema de salud colombiano tiene el gran desafío de responder al perfil epidemiológico actual. La Ley 100 se promulgó a principio de la década de los 90 cuando la carga de enfermedades eran eventos agudos, enfermedades transmisibles y una alta incidencia de violencia. Han pasado 28 años y el perfil cambió, no solo en Colombia sino en el mundo, ahora nos vemos enfrentados a atender una población más envejecida con sus enfermedades crónicas: hipertensión, obesidad, diabetes, cáncer, enfermedades mentales, entre otras.

En este proceso también es importante desarrollar un perfil de tecnología que responda a la epidemiología y demografía del país, y eso obliga a que el ingreso de la tecnología al sistema se lleve a cabo de una manera ordenada teniendo en cuenta varios criterios; el temporal, es decir qué tipo de tecnología viene primero para incorporarla; un criterio de eficacia, o sea que funcione, ya se haya probado y que tenga buenos resultados, y tercero, que sea eficiente para el país.

Como lo demuestra este ejercicio de la doble aceptación, el sistema de salud tiene importantes avances, pero para que esos logros sean más eficaces para la población, se debe adaptar el sistema a las nuevas demandas de ésta, así como establecer reformas que resuelvan las dificultades, eliminen las desigualdades y mejoren los resultados en salud. En Colombia no se puede seguir tomando la información como anécdotas estadísticas, sino que se debe utilizar para la toma de decisiones; debemos adecuar la estructura y la infraestructura del sistema de salud, los hospitales, los perfiles de los médicos y las especializaciones a las nuevas realidades y a las necesidades derivadas de la enfermedad y el envejecimiento de la población.


Palabras relacionadas:
Asociación Colombiana de Hospitales y Clínicas (ACHC), avances del sistema de salud colombiano, cobertura sanitaria de Colombia, financiación de la salud en Colombia, infraestructura de salud en Colombia, perfil epidemiológico actual, novedades de Meditech 2018, VI Feria Internacional de la salud, XIII Congreso Internacional de Hospitales y Clínicas.

Acerca del autor

Juan Carlos Giraldo Valencia, MD

Juan Carlos Giraldo Valencia, MD

Director General de la Asociación Colombiana de Hospitales y Clínicas (ACHC)
x
Jaime
01 de junio de 2018 a las 13:31

Interesante articulo, sin embargo respetuosamente no creo que el sistema de salud actual sea algo para salvar o replicar. Hay que anotar que la deuda actual acumulada de las EPS a los Hospitales y Clínicas asciende a 7,5 billones de pesos, que tiene al sistema mediado pro no decir postrado, muy afectado y con demasiada incertidumbre para los inversionistas. ¿Que puede haber de bueno en el papel de las EPS en el sistema actual?.


Sección patrocinada por

Otras noticias de Administración y TIC en salud

Documentos relacionados