Promocione sus productos o servicios con nosotros
Santiago, Chile - Mayo de 2017

El hospital chileno Sótero del Río realizó cirugía para incontinencia urinaria compleja

El Hospital Sótero del Río llevó a cabo por primera vez la técnica que logra una mejoría de hasta 90 % en pacientes con pérdida involuntaria de orina.

La Unidad de Uroginecología del Hospital Sótero del Río, en Santiago de Chile, llevó a cabo por primera vez un procedimiento quirúrgico para el tratamiento de la incontinencia urinaria compleja que logra una mejoría de hasta 90 % en pacientes con pérdida involuntaria de orina.

La intervención llamada Remeex consiste en un cabestrillo de malla (irreabsorbible), el cual se coloca bajo la uretra unido a unos hilos de tracción, que son conectados al mecanismo de regulación. La técnica permite un reajuste en cualquier momento después de la cirugía en caso de ser necesario, lo cual no es posible aun con otros procedimientos. La prótesis  es puesta en el quirófano, en una operación no invasiva que dura no más de una hora.

El médico cirujano de la Unidad de Uroginecología de la Maternidad de la institución, Javier Pizarro, aseguró que existe en 90 % de los casos la posibilidad de controlar la incontinencia a largo plazo. “Lo interesante de este procedimiento es que si la persona vuelve a presentar la pérdida involuntaria de orina, se puede reajustar la malla y regular su problema sin tener la necesidad de volver a realizar una cirugía”.

El sistema Remeex asegura el nivel de suspensión deseado en la uretra y otorga al cirujano la capacidad de regular el nivel de suspensión hasta 10 años posterior a la cirugía original. Sin embargo, los médicos de la institución recomiendan que esta técnica sea utilizada con pacientes que hayan fallado otras técnicas estándar, en especial, en casos en los cuales la regulación no haya sido óptima, como son los de obstrucción urinaria en intervenciones anteriores.

“Para ser operados en el hospital, las pacientes son evaluadas con anterioridad, así se verifica que su enfermedad sea crónica y que los tratamientos y operaciones anteriores no tuvieron éxito”, señaló Pizarro.

Por primera vez, esta novedosa intervención fue realizada en un hospital público. “Sirve para  estar a la vanguardia, y a su vez adquirir nuevos conocimientos en el área. Esto implica tener la oportunidad de ofrecer a nuestras pacientes otra forma de solucionar este gran problema, que afecta la calidad de vida de las personas”, concluyó Pizarro.


Palabras relacionadas:
Técnica para combatir la incontinencia urinaria, tratamiento quirúrgico para la incontinencia urinaria, mallas para la incontinencia urinaria
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Cirugía