Promocione sus productos o servicios con nosotros
Chicago, Illinois, Estados Unidos - Julio de 2018

Consolidación hospitalaria promueve el acceso a nuevas tecnologías cardiovasculares

Northwestern Medicine compró varios hospitales pequeños y el mayor atractivo de la asociación es el programa de reemplazos de la válvula aórtica transcatéter.

El centro médico académico Northwestern Medicine en Chicago, Estados Unidos, compró varios hospitales lindantes más pequeños en los últimos años para expandir su sistema de atención médica, y el mayor atractivo de esta asociación es el nuevo programa de reemplazos de la válvula aórtica transcatéter.

Una de las ventajas de consolidarse en sistemas de atención médica más grandes, es la transferencia rápida de nuevas tecnologías de vanguardia de hospitales emblemáticos y centros académicos, a redes de pequeñas instituciones de salud mucho antes de lo que hubiera sido posible. Así lo asegura la nota del portal DI Cardiology.

Para acelerar esta entrega de tecnología y coordinar mejor los esfuerzos con el centro de la ciudad y los hospitales cercanos, Northwestern Medicine creó un brazo externo llamado Instituto Cardiovascular Bluhm oeste (BCVI-West, por su sigla en inglés) en febrero de 2017 con base en el Hospital Central DuPage (CDH, por su sigla en inglés) en Winfield, Illinois, en donde ya se han practicado más de 20 procedimientos de reemplazos de la válvula aórtica transcatéter (TAVR, por su sigla en inglés).

“La relación con Northwestern Medicine ayudó a acelerar el programa TAVR”, dijo Nauman Mushtaq, director médico de cardiología del BCVI-West. “Queríamos asegurarnos de haber aprendido de la experiencia que ya se había reunido en el centro de la ciudad y cuáles son las mejores prácticas en torno a la planificación de TAVR y su realización. No fue solo en el papel. En principio trabajamos con todos los pacientes aquí en el CDH y luego se llevaron al centro de la ciudad y se practicaron los procedimientos allí. Eso facilitó aprender consejos y trucos con bastante rapidez y llevarlos de vuelta al CDH”, agregó.

La relación con Northwestern Medicine ayudó a acelerar el programa TAVR”,

dijo Nauman Mushtaq, director médico de cardiología del BCVI-West.

El BCVI-West también aproximó varios otros conocimientos cardiovasculares a los centros del oeste incluidos los marcapasos sin cables transcatéter, las oclusiones del apéndice atrial izquierdo mínimamente invasivas, el dispositivo CardioMEMS implantable para monitorear pacientes con insuficiencia cardíaca y dos de las últimas tecnologías de reemplazo de válvulas quirúrgicas. De igual manera, el equipo de electrofisiología del CDH lanza un programa de procedimiento híbrido que combina la técnica quirúrgica MAZE y la ablación con catéter para tratar las arritmias problemáticas.

“Esta relación ayuda a elevar nuestra plataforma de servicios de manera rápida. Tenemos acceso a los expertos y esto ayuda a traer las nuevas tecnologías a los pacientes. Es una buena experiencia porque lo más importante que se ha podido hacer es desplegar de forma rápida los conocimientos y programas que por tradición solo han estado en centros médicos académicos. Se pudo hacer de manera segura centrados, en el individuo. Por lo tanto, las personas pueden obtener la mejor atención disponible más cercana a su hogar”, señaló Mushtaq.


Palabras relacionadas:
Redes hospitalarias, avances en consolidación hospitalaria, gestión hospitalaria, nuevas tecnologías de vanguardia para hospitales pequeños, tecnologías cardiovasculares, sistema hospitalario en Estados Unidos, infraestructura de salud en Estados Unidos
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Administración y TIC en salud

Documentos relacionados