Promocione sus productos o servicios con nosotros
Febrero de 2020

Beneficios y desafíos de la cirugía robótica en Latinoamérica

Cortesía Cluster Salud.

La técnica avanzada ha tomado más fuerza en países como Argentina, Chile y México, pero el desafío de capacitación a más médicos continúa.

La cirugía robótica viene instalándose cada vez más en la región latinoamericana principalmente por sus beneficios, mayor precisión, menor sangrado y dolor para el paciente, cicatrices más pequeñas y una menor estadía en la clínica u hospital. El médico que opera trabaja desde una consola donde maneja instrumental quirúrgico muy pequeño.

Equipos como el Da Vinci actúa con cuatro brazos robóticos que reproducen los movimientos de la mano y muñeca del cirujano. Esto facilita su accionar y permite que la intervención sea mínimamente invasiva, de esta manera supera las limitantes que tienen los procedimientos abiertos o laparoscópicos; además, por medio de una pantalla, el especialista tiene una mejor visión y mayor precisión de su trabajo.

Al ser complejos de utilizar, los sistemas robóticos se convierten en un desafío para médicos no familiarizados con la técnica. Aunque son evidentes las ventajas de esta tecnología, los principales obstáculos para su difusión son la capacitación de los profesionales y el costo.

“Para usar el Da Vinci los médicos tienen que ser aprobados por Intuitive Surgical y por eso en nuestro caso, tuvieron que capacitarse en el extranjero”, explicó Eduardo Serradilla, gerente general de la Clínica Universitaria Concepción en Chile.

El tema de la inversión parece ser una de las razones del atraso en la región. El doctor Gregorio Zubieta, cirujano mexicano gastrointestinal, manifiesta que como cualquier tecnología nueva para América Latina es costosa, pero explica que es una inversión a largo plazo que tiene sus beneficios comprobados.

Otro de los temas que rondan alrededor de los procedimientos asistidos, es si los robots serán capaces de trabajar con los pacientes en una operación quirúrgica sin la necesidad de que haya un médico presente. A juicio de los especialistas es algo complejo de que ocurra, por ahora.

“Yo creo que más que una máquina que opere autónomamente, lo importante es que el robot ayude cada vez más”, comentó Zubieta, vicepresidente de cirugía general de la Asociación Mexicana de Cirugía Robótica.

Sobre la relación robot/médico/paciente, Serradilla explicó que este desarrollo significa que la experiencia mejora y hay una mayor confiabilidad médica. “Se potencian las habilidades del cirujano ya que éste puede estar cómodamente sentado con una visión 3D y ver la parte que está interviniendo”.

En la actualidad, en lo que corresponde a cirugía digital, todas las competencias van en dirección de la inteligencia artificial, tener en tiempo real el apoyo de toda la información que existe en la red. “La idea es que mientras se opere, el robot haga un mapeo de toda la anatomía y pueda identificar zonas de riesgo, así cuando un cirujano cometa un error, la máquina lo impida”, precisó Zubieta.

Lea el artículo completo de Cluster Salud aquí.


Palabras relacionadas:
Cirugía robótica en Latinoamérica, procedimiento asistidos por robot, avances en robótica sanitaria, inteligencia artificial para el cuidado de pacientes, robots en hospitales de Latinoamérica, sistema robótico Da Vinci
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Industria de tecnología médica

Documentos relacionados