Promocione sus productos o servicios con nosotros
Junio de 2017 Página 1 de 5

Avances en el diagnóstico de lesiones degenerativas del sistema músculo-esquelético

Francisco R. Espinosa, MD

La osteoartritis (OA) es una enfermedad actual importante. Los deportes incrementan el riesgo de lesiones articulares que pueden conducir a OA postraumática.

Nuestra sociedad cada vez se ha orientado más al bienestar físico, con un aumento en la participación de deportes y programas de acondicionamiento físico. Desafortunadamente, la actividad física vigorosa incrementa el riesgo de lesiones, incluyendo las articulares que pueden dañar el cartílago articular que recubre las superficies de carga de las articulaciones sinoviales.

La pérdida de cartílago articular puede ser el resultado de un evento único, incluyendo fracturas condrales u osteocondrales o por lesiones repetitivas que ocasionen desgarros o fisuras de la superficie articular, o ser secundario a la degeneración progresiva de la articulación sinovial posterior a una lesión traumática de la superficie articular, meniscos articulares, cápsulas o ligamentos. En la mayoría de los individuos, la osteoartritis (OA) postraumática progresa en el transcurso de los años hasta destruir el cartílago articular, dejando la superficie de carga del hueso en contacto la superficie de carga del hueso opuesto, causando dolor severo, pérdida de la movilidad y deformidad.

La OA es una de las enfermedades más importantes de este siglo por su elevada prevalencia en proporción al incremento de la longevidad de la población. Es una enfermedad dinámica caracterizada por cambios en el metabolismo del cartílago que culmina en degradación de la matriz. Originalmente considerada como una enfermedad inicialmente no inflamatoria (enfermedad articular degenerativa), ahora representa un proceso donde se ha alterado el balance normal entre la degradación y reparación del cartílago articular y el hueso subcondral, con un componente inflamatorio (osteoartrosis u osteoartritis), lo que origina una abrasión del cartílago con formación de hueso nuevo en la superficie articular (osteofitos). El resultado final es daño funcional de la articulación, inestabilidad y dolor. La OA representa además una vía final común de muchas otras patologías articulares.

Existen múltiples factores de riesgo para la OA, así que determinar si la osteoartritis en los atletas se debe a la participación en deportes u otros factores es difícil de dilucidar. Las articulaciones que son particularmente susceptibles a la OA en la población general son aquellas involucradas en soportar peso y el antecedente en la participación de deportes, incrementa el riesgo de osteoartritis. El tipo del deporte es un factor importante en el riesgo subsecuente de OA, siendo los de alto impacto los más importantes.

Epidemiología

La edad es el principal factor de riesgo para la OA, aumentando de manera progresiva su prevalencia en todas las articulaciones a través del tiempo. La prevalencia de OA de rodilla se incrementa desde 0.1 % en personas de 25-34 años de edad hasta 10-20 % en personas de 66-74 años. El sexo femenino es afectado casi dos veces más que el masculino. La OA de cadera es menos común que la de rodilla y no exhibe la preponderancia femenina. Se asocia la obesidad con incremento de la prevalencia de OA de rodilla. La lesión traumática articular ha sido reconocida como un factor de riesgo importante para el inicio de la OA.

La participación en deportes incrementa el riesgo de lesiones articulares que pueden conducir a OA postraumática, representando el síndrome clínico causado por la degeneración articular iniciada por un traumatismo, que resulta en la disfunción y dolor articular a menudo progresivo y permanente. La práctica de deportes que causen un mínimo impacto o carga torsional articular, en individuos con articulaciones y funciones neuromusculares normales no aumenta el riesgo de OA postraumática. Por el contrario, realizar deportes que involucren altos niveles de impacto y carga torsional sobre las articulaciones, aumenta el riesgo de lesión articular y el posterior daño degenerativo articular.

Estructura y composición del cartílago articular

A diferencia de la mayoría de los tejidos, el cartílago articular no tiene vasos sanguíneos, nervios o linfáticos. Este consiste en una matriz extracelular altamente organizada con escasas células muy especializadas (condrocitos) distribuidas en todo el tejido. El principal componente de la matriz es agua, proteoglicanos y colágeno, con otras proteínas y glicoproteínas presentes en menor cantidad. El tejido tiene una organización interna elaborada y su estructura y composición varía en todo su espesor desde la superficie articular hasta el hueso subcondral.

El cartílago articular se compone de: 

A. Agua (65-80 %): Está presente en mayor cantidad en las porciones superficiales del cartílago y su contenido aumenta con el proceso de envejecimiento y en las alteraciones degenerativas.
B. Colágeno (10-20 %): El colágeno que predomina es el tipo II (95 %), corresponde a la matriz de sostén del cartílago y provee resistencia a las fuerzas de tensión. El colágeno es el principal componente en el cartílago deshidratado.
C.  Proteoglicanos (10-15 %): Son producidos por los condrocitos, siendo sus subunidades, los glicosaminoglicanos (GAG). Proveen resistencia a las fuerzas de compresión y tienen resistencia elástica.
D. Condrocitos (5 %): Corresponden a la parte celular del cartílago y son los encargados de producir los proteoglicanos, el colágeno, las proteínas y algunas enzimas.


Palabras relacionadas:
Enfermedades degenerativas, degeneración de los huesos, lesiones condrales, prevención para enfermedades degenerativas.

Acerca del autor

Francisco R. Espinosa, MD

Francisco R. Espinosa, MD

Director general y organizador del Curso MSK México desde el año 2013. Responsable del área de músculo-esquelético en el Departamento de Radiología del Hospital y Clínica OCA en Monterrey, México, desde 1998. Co-fundador de RadioCare, empresa líder en teleradiología en México desde el 2009, reportando estudios de MSK de todo el territorio nacional y recibiendo residentes de radiología de diferentes hospitales de la ciudad.
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Imágenes diagnósticas y Medicina nuclear

Documentos relacionados