Promocione sus productos o servicios con nosotros
Helsinki, Finlandia - Marzo de 2018

Autorizan prueba de sangre para evaluar conmoción cerebral en adultos

La nueva prueba de sangre rápida certificada por la FDA ayudará a reducir la necesidad de tomografías y minimizar la exposición a la radiación de pacientes.

La Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA, por su sigla en inglés) dio luz verde a una nueva prueba de sangre rápida para ayudar a reducir la necesidad de tomografías computarizadas (TC) y minimizar la exposición a la radiación de los pacientes.

La mayoría de las personas con sospecha de lesión craneal son examinadas con una escala neurológica llamada escala de coma de Glasgow de 15 puntos, seguida de una TC para detectar el daño al tejido cerebral o lesiones intracraneales que puedan requerir tratamiento; sin embargo, la mayoría de los pacientes evaluados con lesión cerebral traumática leve (mTBI, por su sigla en inglés), no tienen lesiones intracraneales detectables después de una TC.

“La opción de análisis de sangre para la evaluación de mTBI/conmoción cerebral, no solo proporciona a los profesionales de la salud una nueva herramienta, sino que también prepara el escenario para un estándar de atención más moderno para la prueba de casos sospechosos. Además, la disponibilidad de un test para estos casos reduciría las tomografías computarizadas realizadas en pacientes con conmoción cerebral cada año, lo que podría ahorrarle al sistema de atención médica el costo de las pruebas de neuroimágenes con frecuencia innecesarias”, aseguró Scott Gottlieb, comisionado de la FDA.

La FDA evaluó los datos de un estudio clínico prospectivo multicéntrico de 1.947 muestras de sangre individuales de adultos con sospecha de mTBI/conmoción cerebral y revisó un ensayo al comparar los resultados de las pruebas de sangre con mTBI/conmoción cerebral con los resultados de la tomografía computarizada.

El Indicador de trauma cerebral funciona midiendo los niveles de proteínas conocidos como UCH-L1 y GFAP que se liberan del cerebro a la sangre y se calculan dentro de las 12 horas de la lesión en la cabeza. Los niveles de estas proteínas sanguíneas después de la mTBI/conmoción cerebral, pueden ayudar a predecir qué personas pueden tener lesiones intracraneales visibles mediante una TC y cuáles no. Ser capaz de anticipar si los pacientes tienen una baja probabilidad de lesiones intracraneales puede ayudar a los profesionales de la salud en el manejo de los pacientes. Los resultados de la prueba pueden estar disponibles dentro de tres a cuatro horas.

El indicador de traumatismo cerebral fue capaz de predecir la presencia de lesiones intracraneales en una tomografía computarizada el 97.5 % de las veces y las que no tenían el 99.6 %. Estos hallazgos indican que esta novedosa opción puede anticipar de manera confiable la ausencia de lesiones intracraneales.

“Esta acción apoya la Iniciativa de la FDA para reducir la exposición innecesaria a la radiación de imágenes médicas, un esfuerzo para garantizar que cada paciente reciba el examen de imágenes correcto, en el momento correcto, con la dosis de radiación correcta”, expresó Gottlieb.

La lesión cerebral traumática es causada por un golpe, sacudida en la cabeza o una lesión en la cabeza penetrante que interrumpe el funcionamiento normal del cerebro. Su gravedad puede variar de leve a grave. La mayoría de las personas con síntomas de conmoción cerebral tienen una tomografía computarizada negativa.


Palabras relacionadas:
Lesiones cerebrales traumáticas, conmoción cerebral en adultos, análisis de sangre para medir impacto de traumatismos, aprobaciones de la FDA, nuevas pruebas de sangre, aplicación de tomografías, radiación en pacientes, lesión cerebral traumática, pruebas de sangre para trauma cerebral
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Laboratorio, patología y banco de sangre

Documentos relacionados