Page 24

EH-74-6-DIC-ENE

EL HOSPITAL TENDENCIAS 2018 IMÁGENES DIAGNÓSTICAS Tendencias en la búsqueda de una dosis de radiación amigable La compra de equipamiento médico diagnóstico por parte de los hospitales debe enfocarse en el empleo de mínimas dosis posibles por estudio y por tipo de paciente. Por Andrés Mongui IE. Gerente de lanzamiento de producto para América Latina de Agfa HealthCare. La evolución tecnológica es cada vez más rápida que su propia difusión. Aunque en varias regiones estén en pleno uso de película análoga, en otras la tecnología digital o de Radiología Computarizada (CR, por su sigla en inglés) hasta ahora empieza a ser comprendida por los centros radiológicos; emergen casi que simultáneamente nuevos desarrollos en el mismo campo. Una nueva tecnología es presentada por la industria a la práctica clínica para comienzos del año 2000, es así como aparece el detector de panel plano que permite el registro digital directo de la imagen, pero con un gran diferencial frente a la promesa de CR, el de permitir una considerable reducción de dosis durante la rutina radiológica, sin pérdida de calidad de imagen, medida en aproximadamente el 50 % en comparación con el filme de pantalla (SF). Resultado de esto, llega la era de la radiología digital donde se logra diferenciar dos ramas específicas: la CR y l a DR (Radiología Directa) teniendo en cuenta la clasificación del tipo de medio captador y del método de conversión de la energía. Si bien ambas tecnologías digitales pueden percibirse como similares, presentan algunas diferencias que se perciben solo en pleno uso. Más allá de esto, el proceso de transición entre las diferentes tecnologías debe considerarse con sumo cuidado, factores técnicos relativos a la adquisición de la imagen, gestión del paciente, la dosis y la calidad de imagen diagnóstica, son algunos problemas que podrían influenciar dicho proceso. En un proceso de transformación de SF a digital con CR, la dosis puede llegar a incrementarse entre un 40 – 103 %, esto se debe al amplio rango dinámico que tiene la tecnología digital (más específicamente el CR) pero que también contribuye 22 EL HOSPITAL I DICIEMBRE 2018 ENERO 2019 www.elhospital.com a una mejor calidad de imagen; en otras palabras; la tecnología digital es más permisiva a sobreexposición e incluso puede generar imágenes de alta calidad, pero utilizando dosis innecesariamente altas. De manera contraria, el rango dinámico de DR se reduce, lo cual impacta la sensibilidad de la imagen, esta contradicción en términos digitales realmente ha d ificultado l a identificación de u na dosis óptima en los últimos años. Un concepto fundamental que debe tenerse en cuenta para la adherencia de tecnología de detector plano DR, es el material base de construcción de la capa de centelleo de fósforo en la conversión indirecta, los detectores pueden ser construidos de Cesio CsI (estructurado) o Gadolinio Gd2O2S (no estructurado). El primero es básicamente más eficiente en cuanto a la dispersión lateral de fotones de luz, lo cual representa una menor necesidad de radiación para generar la misma calidad de imagen que con el segundo, sin embargo, por sí mismo sin entender de manera adecuada cómo funciona en sincronía con los demás parámetros del estudio radiológico puede incluso generar deterioro en la calidad de la imagen diagnóstica recibida. GESTIONAR LA ADMINISTRACIÓN DE LA DOSIS El principal factor en cualquier intento de gestionar la dosificación radiológica es comprender el tipo de exposición de cada una de las modalidades dentro del centro radiológico. La falta de estandarización de tecnologías, es decir equipos de diferentes fabricantes o incluso de diferentes materiales, dificulta aún más supervisar los niveles de radiación.


EH-74-6-DIC-ENE
To see the actual publication please follow the link above