RES-ESMALTADO01-32 EL HOSPITAL VOL.72-ED. 5 10_R1

EH-72-5-digital

10 ESPECIAL PAUL M. PARIZEL, MD, PHD* OCTUBRE - NOVIEMBRE / 2016 IMÁGENES DIAGNÓSTICAS ner una excelente sensibilidad y especifi- cidad para el diagnóstico y pronóstico de diferentes enfermedades neurológicas. Un prerrequisito para la adopción de bio- marcadores de neuroimágenes es la es- tandarización de la adquisición de imá- genes, del procesamiento y análisis de datos y de la interpretación de imágenes (por ejemplo, generación de un reporte). Los protocolos y secuencias de RM deben ser reproducibles, precisos y sensibles; pero la evaluación de la calidad debería ser una parte integral de este proceso. Los métodos utilizados para el análisis deberían ser adecuados e independientes CORTESÍA del observador. Idealmente, debería ser posible comparar un biomarcador en un Exploración volumétrica 3D de resonancia magnética del cerebro de un paciente con esclerosis múltiple con secciones axiales, coronales y sagitales (de izq. a der.) paciente individual con un grupo control sano (valores de referencia). Las palabras claves en esta cadena de producción son para calcular los cambios de volumen a los hallazgos de la RM entre el (neuro) “estandarización” y “validación”. Los en el cerebro. Esto hace posible evaluar radiólogo y el neurólogo se puede mejorar radiólogos a nivel individual necesitan en los pacientes con EM la reducción con valores cuantitativos, calculados au- apoyarse en computadores capaces de progresiva del volumen cerebral (atro- tomáticamente para los biomarcadores manejar grandes conjuntos de datos y de fia), un parámetro que refleja la pérdida de imágenes relevantes. Para este fin, realizar análisis centralizados y cuantifi- neuroaxonal y de mielina, que cada vez el (neuro) radiólogo debería tener fácil cación automatizada. es más utilizado como medida de desen- acceso a herramientas aprobadas para lace en los estudios de tratamientos de calcular estos biomarcadores. Además, Biomarcadores de neuroimágenes la EM. Los métodos longitudinales para al hacer seguimiento de la evolución de para medir volumen y cambios atrofia cerebral comúnmente emparejan los cambios en un paciente individual, se en el volumen dos exámenes de RM utilizando técnicas deben hacer las comparaciones de los va- Se pueden identificar dos tipos de bio- de registro y extraen directamente los lores de los biomarcadores frente a pobla- marcadores de neuroimágenes: transver- cambios pequeños en el volumen cere- ciones relevantes (p.ej. controles sanos, sal y longitudinal. En el abordaje trans- bral a partir de este proceso. Un abordaje pacientes con EM que responden bien a versal, se extraen y miden los volúmenes similar se puede utilizar para la segmen- la terapia, etc.). Obviamente, se deben en un conjunto de datos de RM tridimen- tación longitudinal de las lesiones de la tener en cuenta los factores de confusión sional de un individuo. El volumen del sustancia blanca. relevantes (como edad y sexo). cerebro completo, o de una porción del La incorporación de los biomarcadores Conclusión mismo (sustancia gris, sustancia blan- cuantitativos de RM lleva a las neuroi- ca, líquido cefalorraquídeo, hipocampo, mágenes clínicas a un nivel superior. La introducción de biomarcadores de etc.) se puede calcular a través de técni- No obstante, para incorporarlos exitosa- (neuro) imágenes ha llevado a una mejo- cas de segmentación. Estos métodos se mente en la investigación y desarrollo ría significativa en el diagnóstico, mane- basan en “segmentar” el tejido cerebral, de productos para imágenes clínicas, se jo y seguimiento de pacientes con EM. La aparte del cuero cabelludo circundante deben tener en cuenta varios elementos estandarización de los protocolos de ad- y de otros tejidos extracerebrales. El mo- importantes: Precisión y reproducibili- quisición de RM y la mejora de herra- delado probabilístico de la intensidad de dad, que el tiempo de toma de imágenes mientas de reporte cuantitativo ofrecen los voxeles aprovecha el hecho de que los cuesta y la integración en los flujos de una mejor comprensión de la historia na- diferentes tipos de tejidos tienen dife- trabajo estándar. tural de la EM y permiten una monitori- rentes características de imagen de RM. zación fiel del tratamiento para mayor El volumen en mililitros para cada clase ¿Cómo transmitir esta beneficio de los pacientes. de tejido se puede calcular simplemente información al médico? multiplicando la suma de la segmenta- Hoy en día, los biomarcadores de RM ya ción tisular sobre el total de voxeles por el volumen de voxeles. Por ejemplo, en decisiones terapéuticas. El seguimiento editorial del profesor Paul M. Parizel, *actualEl Hospital agradece la colaboraciónson un factor importante en la toma de pacientes con EM, es posible realizar me- eficiente del paciente exige una comu- presidente de la Sociedad Europea de diciones de volumen de cerebro total o de nicación efectiva y consistente entre el Radiología (ESR), la asociación científica de hiperintensidades FLAIR de la sustancia neurólogo y el radiólogo. Infortunada- radiología más grande del mundo con más de blanca. mente, la mayoría de reportes de RM 63 mil miembros. Los biomarcadores de neuroimágenes todavía se escriben en prosa y no hacen longitudinales tienen en cuenta dos (o uso de todo el potencial integrado en el más) exámenes de RM del mismo indivi- conjunto de datos de la RM. Estoy con- artículo en: www.elhospital.comLea una versión ampliada de este duo, obtenidos en diferentes momentos, vencido de que la comunicación referente Busque por: EH1016ESPIDRM


EH-72-5-digital
To see the actual publication please follow the link above