Page 34

EH Ago-Sep 2014

Laboratorio, patología y banco de sangre, Industria de Tecnología Médica un LIS o HIS para reunir información acerca de cómo deberá ser procesada la muestra basándose en las pruebas que han sido solicitadas. Los códigos de barras bidimensionales (p. ej., Codablock, Vericode) requieren lectores más sofisticados, pero pueden contener más de 2.000 caracteres, lo que elimina potencialmente la necesidad de interactuar con un sistema de información separado para obtener datos acerca del procesamiento. Los laboratorios deberán tener en cuenta el tipo de sistema de códigos de barras que ya está en uso en su institución para determinar el tipo de lector de dichos códigos necesario para el sistema preanalítico. Si las pruebas solicitadas requieren centrifugación, la unidad enviará la muestra a la centrífuga, si está presente en el sistema, o la apartará a una gradilla separada para su centrifugación en una unidad diferente. Las muestras que no requieren centrifugación se saltan este paso. La centrifugación comienza una vez que el rotor ha sido llenado o después de un tiempo preestablecido. Después de la centrifugación, las muestras son descargadas y enviadas a la estación de descapsulado, si es necesario, y reincorporadas a las muestras que pasaron por alto el proceso de centrifugación. Algunos sistemas preanalíticos requieren la carga de muestras destapadas. La mayoría de los demás sistemas incluyen una estación de descapsulado, que usa brazos robóticos para quitar las tapas de los tubos individuales. Si se está haciendo más de un tipo de prueba a la muestra (p. ej., química e inmunoensayo), el tubo de la muestra destapado pasa a la estación alicuotadora, si está presente en el sistema. Un brazo motorizado pipetea porciones de la muestra dentro de tubos secundarios (también llamados tubos hijo) que son clasificados en gradillas con destinos diferentes. Los tubos secundarios suelen ser estandarizados, aunque algunos sistemas pueden dar cabida a varios tipos y tamaños diferentes de tubos secundarios. Los analizadores de laboratorio determinan qué tipos de tubos secundarios deberán ser utilizados con el sistema de automatización preanalítica. Los sistemas abiertos pueden preparar muestras para analizadores de diferentes fabricantes y colocarlas en los tubos o gradillas requeridos. El alicuotador suele ser capaz de detectar volúmenes de líquido y coágulos. Un método de detección del nivel de líquido utiliza un sistema de cebado con aire. Este método emplea la retroalimentación de presión para determinar los niveles de líquido y los coágulos que interfieren con la aspiración de la muestra. Otro método utiliza un sistema de cebado con fluidos. Este método detecta el nivel de líquido mediante medición capacitiva, la cual permite la medición continua durante la aspiración, que da como resultado volúmenes más precisos; sin embargo, el contacto accidental con los lados del contenedor o el ruido eléctrico de fondo pueden interferir con la detección. Las muestras que no pueden ser procesadas debido a un volumen insuficiente o a la formación de coágulos, son puestas en fila de espera para su procesamiento manual. En la estación de alicuotado se aplican etiquetas con códigos de barras a los tubos secundarios. Dependiendo del sistema, el código de barras puede ser un código único o un duplicado del código original de la muestra primaria. El sistema enviará luego los tubos a una estación de espera, donde permanecerán hasta que un técnico los lleve al analizador apropiado, o si el sistema preanalítico está conectado a un brazo robótico o a un sistema de pista, las muestras serán transportadas automáticamente al analizador apropiado. Las estaciones de reencapsulado están disponibles en algunos sistemas. Estos sistemas utilizan típicamente un tipo de tapa estándar, como por ejemplo, tapones de caucho o de papel aluminio. Las tapas de papel aluminio son las más flexibles porque pueden ser aplicadas a varios tamaños diferentes de tubos; sin embargo, pueden no ser tan resistentes como otras opciones. Sistemas de transporte Algunos fabricantes ofrecen sistemas automatizados de transporte de muestras; los sistemas de transporte suelen estar disponibles como un componente de una línea completa de automatización de laboratorio. Después de que las muestras han sido procesadas, los brazos robóticos las clasifican en estaciones de espera, donde permanecen hasta que son recuperadas por el técnico. Algunos brazos robóticos pueden cargar las muestras directamente a un analizador, si éste está colocado directamente al lado del sistema preanalítico. Los sistemas de pistas interactúan con el sistema preanalítico y con los analizadores del laboratorio. El número y los tipos de analizadores con los cuales puede actuar el sistema de pistas dependen del fabricante. La mayoría de los fabricantes exigen que el laboratorio compre sus analizadores («sistemas cerrados»). Otros fabricantes ofrecen sistemas abiertos que pueden interactuar con los analizadores existentes en el laboratorio. Una vez que la muestra ha sido clasificada, centrifugada, descapsulada y/o alicuotada, el sistema de automatización lee la etiqueta con el código de barras del tubo para determinar qué pruebas se llevarán a cabo con la muestra. El tubo con la muestra es transportado luego por una cinta transportadora hasta el analizador apropiado, donde permanece hasta que un técnico lo carga en el analizador, o, hasta que es cargado automáticamente en el analizador por el sistema de transporte, si está disponible. Muchos sistemas de pistas constan de dos o más carriles. Los carriles suelen estar dedicados a diferentes áreas del laboratorio, por lo general hay un carril dedicado a las pruebas urgentes. Los sistemas con múltiples carriles tienen una capacidad de derivación que permite que la muestra pase por alto un analizador y avance hacia otro. La longitud típica del sistema de pistas es altamente configurable y por lo general depende de las necesidades del laboratorio. Algunos fabricantes ofrecen sistemas de pistas que pueden doblar las esquinas para acomodarse al tamaño de la habitación. Módulos postanalíticos Los módulos postanalíticos están disponibles con algunos sistemas. Una vez que las muestras han sido analizadas, son clasificadas en las gradillas hasta que un técnico las recupera. Algunos módulos postanalíticos pueden archivar los tubos primarios con muestras en un Sistemas de automatización para laboratorio clínico... 32 agosto - septiembre / 2014 www.elhospital.com


EH Ago-Sep 2014
To see the actual publication please follow the link above