Page 27

EH Ago-Sep 2014

fenotípica de las células que incorporaban el genoma viral, con la activación oncogénica respectiva7. Se comprobó que más del 61% de los carcinomas orofaringeos tenían VPH 16 positivo y de estos, el 23% revelaba un patrón de expresión de p16 similar al observado en cánceres de cuello de útero. Se ha visto que las prácticas sexuales son parcialmente responsables por la transmisión de infecciones anogenitales por VPH hacia la cavidad oral, en los casos de carcinomas asociados a VPH 168. Con respecto a la presencia de VPH asociada a cánceres escamocelulares de cabeza y cuello, se ha identificado una prevalencia de entre el 29 y el 50% de ADN del VPH en las biopsias obtenidas, generalmente con una baja carga viral9,10. Esto contrasta con los carcinomas amigdalinos en los cuales la carga viral era 80,000 veces más alta que en el resto11. Si bien los pacientes con este grupo de cáncer han registrado asociación con el consumo de tabaco, alcohol y la exposición ambiental a cancerígenos, cerca del 20% de este tipo de cánceres ocurre en pacientes sin los mencionados antecedentes12. Los últimos meta análisis de estudios epidemiológicos, así como los estudios multicéntricos de casos y controles, han confirmado al VPH como un factor de riesgo independiente para el cáncer oral, con un rango de Odds Ratio (OR) de entre 3.7 y 5.4. El tipo viral más prevalente es el VPH 16, presente en el 84% de los tumores con ADN positivo para VPH. Esto implica una mejor perspectiva de sobrevida comparada con aquellos tumores que no tienen positividad para VPH. De los carcinomas nasosinusales, el 22% mostró positividad para VPH. Existen aún controversias en la relación de los carcinomas laríngeos13. Se ha demostrado que en los carcinomas de laringe existe una fuerte participación de genes específicamente involucrados en la proliferación y apoptosis; encontrando bajos niveles de la proteína supresora p53 y altos niveles de expresión de la proteína oncogénica bcl-2, lo cual juega un rol importante para bloquear la apoptosis14. Vacunación contra VPH Se ha aprobado en varios países una vacuna anti-VPH tetravalente (contra los tipos 6, 11, 16 y 18), con una relación aceptable entre riesgos y beneficios. Esta se ha comercializado con la marca Gardasil®, de laboratorios Merck. En los ensayos clínicos de fase III a gran escala, la vacuna evitó el 100% de las lesiones cervicales precancerosas moderadas y graves asociadas a los tipos 16 y 18 en mujeres no infectadas previamente por estos tipos de VPH. También se ha evaluado exhaustivamente una vacuna bivalente (contra los tipos 16 y 18) de nombre Cervarix® (GSK), que ha sido aprobada al menos en un país. www.elhospital.com agosto - septiembre / 2014 25


EH Ago-Sep 2014
To see the actual publication please follow the link above