Promocione sus productos o servicios con nosotros
Foto Bloguero

Gestión empresarial en salud

03 abr 2020

Abanico de oportunidades ante caos del Covid-19

La acelerada expansión del nuevo Coronavirus (Covid-19), más allá de ser un grave problema de salud pública, con altos costos de atención y demanda de insumos y medicamentos, es una señal para evaluar la capacidad de respuesta que tienen los diferentes sistemas de salud en el mundo ante nuevos y más resistentes brotes epidémicos.

Bloqueo de fronteras y puertos comerciales, cancelaciones de eventos internacionales, caídas en las bolsas de valores y cierres de establecimientos comerciales, son escenarios que dan cuenta del impacto que la pandemia ha generado hasta el momento con un impacto notable en la economía internacional.

A pesar de la crisis, paradójicamente, la industria de la salud cuenta con mayor campo de acción para fortalecer sus negocios, mejorar alianzas comerciales y aprovechar las oportunidades de respuesta inmediata que exige el virus.

En este sentido, se han destacado empresas de equipos médicos como Mindray que donó e instaló 3,000 equipos médicos en tiempo récord para  monitoreo de pacientes en el nuevo hospital de la ciudad de Wuhan, construido en tan solo 10 días. A su vez, GE ha donado gran variedad de dispositivos por valor aproximado de USD 2.8 millones.

Así mismo, las compañías farmacéuticas líderes en el mercado de vacunas, han salido al ruedo para encontrar el antídoto en tiempo récord. Tal es el caso de la alianza entre la Coalición para las Innovaciones en Preparación para Epidemias (CEPI) y la británica GSK, la cual pondrá a disposición su tecnología de plataforma adyuvante de vacuna pandémica establecida para mejorar el desarrollo de una nueva contra el Covid-19.

Para este proyecto, CEPI invertirá más de USD 456 millones. Un escenario bastante prometedor para compañías como Sanofi, Merck, o Moderna, Inc., que representan 85% del mercado de vacunas; y más tentativo aún cuando se  sabe que por cada dólar invertido en estos tratamientos, en los 94 países con ingresos más bajos del mundo, el rendimiento neto es de 44 dólares, según datos de AB Bernstein.

Ni qué decir de aquellas empresas distribuidoras de insumos de protección como tapabocas, guantes, batas o antibacteriales, las cuales han triplicado sus ventas en el último mes y su demanda de productos pareciera aumentar tan rápido como los casos del Coronavirus.

No obstante, ante la inestabilidad económica en diferentes lugares donde continúa propagándose el virus, esta crisis sanitaria debe verse como una oportunidad para activar el mercado local de cada país, mejorar el portafolio de productos y con precios competitivos, así como fortalecer la cadena de valor y los lazos comerciales con países vecinos.

Aunque todavía es incierto el resultado final de pérdidas o ganancias económicas que dejará esta epidemia, la gran enseñanza hasta el momento es trabajar en conjunto con mejores mecanismos de respuesta y protocolos de atención en salud que ayuden a contener la aparición de nuevos y peores virus que, además de las implicaciones sanitarias, también desestabilizan el flujo de negocios en varios sectores empresariales.


Palabras relacionadas:
Efectos del COVID en la industria, efectos del COVID en la producción, efectos del COVID en el sector de manufactura, encuesta de efectos del COVID en la industria, consecuencias del COVID para los fabricantes, necesidades de la industria durante el COVID.
x